Roberto Mata Taller de Fotografia

desde 1993

Pigs - Pink Floyd

Bueeeeno, aquí estan mis tres cerditos... No se dónde andará el lobo feroz. Lo cierto es que necesito que me avises sin van, para no enviar el cerdito a un horno caroreño por 6 horas antes de que me las apruebes.

Mi exposición:

Basandome en la canción, cuya inspiración es el libro de George Orwell, "Rebelión en la Granja" (Y el álbum completo también), tomé tres personajes que se adaptan a la misma, y a la situación que no solo vivimos nosotros sino muchos otros países que han pasado por una trasnochada pseudo revolución socialista.

Mi primer cerdo habla del capitalismo, el consumismo, el cerdo ricachón que no le importa el gobierno de turno, la ideología, el sufrimiento, la ignoracia, solo le importa el dinero, el consumo, el derroche a costa de pisar la bandera, el país, o quienquiera que se le atraviese.

Mi segundo cerdo habla de la revolución, el cerdo chauvinista, el falso socialista que lo que desea es pisotear su bandera por su ansia de poder, abraza la idelogía para conseguir que los cerdos mas "conejos" lo sigan, sin importar que el cerdo capitalista siga en su negocio o que el otro cerdo "conejo" se mantenga feliz con migajas. Solo el tiene la razón.

Mi tercer y último cerdo, es el "cerconejo!. Por qué? Porque los otros dos conejos lo manipulan, lo emborrachan, le dan sobras, entretenimiento y algo de dinero para que crea que es feliz, el pobre es un pendejo... No se ve muerto, se ve dormido, dormido por la borrachera que se metió en el beisbol, con las dos lochas que le quedan y las pobre arepas viudas que se comió. Duerme en silencio... Nada lo perturba mientras los otros dos lo mantengan drogado de esperanza. Mientras sea así, no hay protestas, no hay sublevaciones... Todo tranquilo mientras engorda, el y a los otros dos con su trabajo.

Finalmente, los tres llevan un disfraz y un antifaz, no solo porque cada uno puede cambiar de rol todos los días; sino que también ocultan sus ojos, para no ver claramente, y para que no le vean a ellos sus intenciones. Pues los ojos, son las ventanas del alma. Y en este caso... los tres son falsos...

Mierrrrrr, que poético! jajajaja

Saludos,


David Rosales

  • Foto
  • Foto
  • Foto

Comentar

¡Necesitas ser un miembro de Roberto Mata Taller de Fotografia para añadir comentarios!

Participar en Roberto Mata Taller de Fotografia

Distintivo

Cargando…

© 2020   Creado por Roberto Mata.   Tecnología de

Emblemas  |  Reportar un problema  |  Términos de servicio